280 años de historia en una sola pieza

En 2018, Jaquet Droz celebra 280 años de haber iniciado esta historia de exclusividad con una serie de relojes basados en su modelo icónico. El resultado incluye, también, al Grande Seconde Skelet-One. Una primicia dentro de la línea al incluir una esfera de cristal de zafiro integrada en una composición en esqueleto. El objetivo de esta combinación es dejar que la luz inunde el movimiento, preservando la forma del «8» que caracteriza su estética. Un equilibrio creado gracias a la alternancia de superficies llenas y espacios vacíos similar al que sucede en la música. 

 

 

La personalidad se hereda

Pocas industrias pueden presumir una tradición tan antigua como la relojería. Mezcla de ciencia y arte, su desarrollo ha tomado direcciones diversas pero siempre conservando los principios fundamentales de la búsqueda de la perfección e innovación. Muestra de ello es el Grande Seconde Skelet-One de Jaquet Droz.

Este relojero suizo apareció en escena en 1738 con mecanismos muy sofisticados que cautivaron a un público acomodado y exigente. Desde entonces forjó una reputación de fabricar relojes para una clientela exclusiva, misma que perdura hasta nuestros días. El modelo Grande Seconde es una de las herencias de aquellos tiempos. Su particular diseño de carátula hace referencia al número 8 pero también al símbolo del infinito, la eternidad. Este acomodo resulta de la superposición de la esfera de horas y minutos con el segundero grande, complicación que da nombre a la familia. Tal como se espera, las funciones que integra de manera tradicional son las de horas, minutos y segundos. Siempre en el estilo refinado que identifica a la manufactura de La Chaux-de-Fonds.

 

Jaquet Droz celebra 280 años de haber iniciado esta historia de exclusividad con una serie de relojes basados en su modelo icónico. El resultado incluye al Grande Seconde Skelet-One. Una primicia dentro de la línea al incluir una esfera de cristal de zafiro integrada en una composición en esqueleto. El objetivo de esta combinación es dejar que la luz inunde el movimiento.

Jaquet Droz Grande Seconde Skelet-One. Fondo Transparente.

Deja que la luz entre

Para la parte mecánica, se ha suprimido el aro de encaje al sustituirlo por un sistema de fijación por tornillos. Éste, a su vez, se conjuga con una masa oscilante calada que permite el acceso de la luz. El Grande Seconde Skelet-One está equipado con doble barrilete, espiral y cuernos de áncora de silicio. Es animado por un calibre automático ensamblado y decorado a mano, el Calibre 2663 SQ. Se trata del primer calibre que permite admirar el ballet mecánico que late en el corazón del Grande Seconde.

El Grande Seconde Skeleton-One, que tiene un diámetro de 41.5 mm, está disponible en tres versiones: oro rosa, oro blanco y cerámica.

 

Jaquet Droz celebra 280 años de haber iniciado esta historia de exclusividad con una serie de relojes basados en su modelo icónico. El resultado incluye al Grande Seconde Skelet-One. Una primicia dentro de la línea al incluir una esfera de cristal de zafiro integrada en una composición en esqueleto. El objetivo de esta combinación es dejar que la luz inunde el movimiento.

Jaquet Droz Grande Seconde Skelet-One. Ensamblado Manual.

 

Jaquet Droz celebra 280 años de haber iniciado esta historia de exclusividad con una serie de relojes basados en su modelo icónico. El resultado incluye al Grande Seconde Skelet-One. Una primicia dentro de la línea al incluir una esfera de cristal de zafiro integrada en una composición en esqueleto. El objetivo de esta combinación es dejar que la luz inunde el movimiento.

Jaquet Droz Grande Seconde Skelet-One. Versión Cerámica.

 

Jaquet Droz celebra 280 años de haber iniciado esta historia de exclusividad con una serie de relojes basados en su modelo icónico. El resultado incluye al Grande Seconde Skelet-One. Una primicia dentro de la línea al incluir una esfera de cristal de zafiro integrada en una composición en esqueleto. El objetivo de esta combinación es dejar que la luz inunde el movimiento.

Jaquet Droz Grande Seconde Skelet-One. Versión Oro Rosa.

 

Jaquet Droz celebra 280 años de haber iniciado esta historia de exclusividad con una serie de relojes basados en su modelo icónico. El resultado incluye al Grande Seconde Skelet-One. Una primicia dentro de la línea al incluir una esfera de cristal de zafiro integrada en una composición en esqueleto. El objetivo de esta combinación es dejar que la luz inunde el movimiento.

Jaquet Droz Grande Seconde Skelet-One. Versión Oro Blanco.

 

 

 

Pin It on Pinterest