Después de la referencia dedicada a nuestro país presentada durante la pasada edición del Salón Internacional de Alta Relojería México (SIAR) 2018, la firma relojera y el artista contemporáneo más vendido del mundo estrenan un nuevo cronógrafo caracterizado por la novedosa cerámica roja patentada de la manufactura.

Producto de más de cuatro años de desarrollo, este vibrante material se introdujo en la feria suiza de relojería Baselworld 2018. Esta primera cerámica de color vivo es innovadora en muchos sentidos, sobre todo en lo que se refiere a su proceso de fabricación: consiste en la fusión de presión y calor que sintetiza la cerámica sin quemar los pigmentos. Dicho método, protegido por numerosas patentes, también logra que el material ofrezca una mayor dureza.

Bautizado como Classic Fusion Chronograph Orlinski, el modelo recuerda a la primera escultura de Richard Orlinski presentada en 2004, Crocodile Born Wild (cocodrilo nacido salvaje), realizada en el mismo color rojo que hoy viste la caja del cronógrafo Hublot. Con el mismo estilo de su bestiario, Orlinski imprime su popular trabajo de facetado en la armadura del reloj, así como una atractiva combinación de pliegues tallados y acabados pulidos.

Limitada a 200 ejemplares, esta edición se estrena en una caja de 45 milímetros de diámetro, hermética hasta 50 metros de profundidad. Integra un movimiento de cronógrafo mecánico de cuerda automática (HUB1155), con frecuencia de 28,800 alternancias por hora y reserva de marcha de 42 horas, visible a través del cristal de zafiro en el fondo de la caja. Se entrega con una correa de caucho rojo con cierre de hebilla desplegable de acero inoxidable chapado en negro.

Pin It on Pinterest